CRÓNICA| Real Betis 2-0 Osasuna: Ramplón, pero eficaz

Victoria cómoda del Betis que necesitó muy poco para encarrilar el partido en la primera parte y dejarse llevar en la segunda. Rafa Navarro se estrenó en Liga y Rubén Castro se reencontró con el gol.

Primer minuto de partido y primer lío. El lateral de Osasuna Clerc cede atrás de forma muy peligrosa y bombeada a lo que Sirigu tiene que despejar a corner con mitad del cuerpo, mitad del brazo. Álvarez Izquierdo no quiso saber nada de la jugada, pero provocó la primera bronca del respetable para el colegiado. Por suerte, solo dos minutos después, un pase filtrado lo deja pasar Sanabria por estar en fuera de juego, la defensa se queda parada lo que aprovecha Rafa Navarro para plantarse ante Sirigu y picarle la bola para hacer el primero. No pudo empezar mejor el partido el Real Betis que se quitaba de encima fantasmas y nervios de verse cero a cero con el colista. El Betis, es el Betis y se dejó llevar unos minutos dejando a Osasuna tener la pelota y llegar al área. La más peligrosa fue un disparo de Kodro al larguero que provocó el enfado del Villamarín al ver como su equipo se relajaba con demasiado peligro, pero Osasuna solo lograba llegar con cierta facilidad a campo contrario y poco más, lo que hizo que el Betis volviera a tener más la pelota y controlar el juego sin demasiadas prisas, pero con el objetivo de lograr al menos el segundo gol. No tardaría en llegar, cuando un pase picado de Brasanac a la espaldas de la defensa lo recoje Rubén Castro ante la pasividad defensida, recorta a Sirigu que se tira demasiado pronto y hace el segundo volviendo a reencontrarse con el gol muchos partidos después. El Betis sin hacer un partido demasiado bueno se marchó al descanso con tal ventaja en el marcador, después de la segunda jugada polémica, cuando Rubén Castro se marchaba solo ante Sirigu y un defensor lo derriba por la espalda. El árbitro no vio penalti. Osasuna tuvo sus minutos de cierta llegada, con orgullo y la necesidad de al menos dar la cara.

La segunda parte comenzó con un Betis con las revoluciones más bajas, cosa que intentó aprovechar Osasuna para llegar con cierto peligro y lo logró a las primeras de cambio pero la ocasión acabó en nada. El Betis poco a poco volvió a aparecer sobre el campo y a tener el control y dominio del ritmo y la posesión, aun así, los verdiblancos apenas incomodaron a Sirigu salvo en una falta directa de Rubén Pardo que obligó al italiano a sacar los puños. El partido bajó de ritmo demasiado para el entretenimiento general y ni béticos ni rojillos parecían querer seguir jugando. Osasuna lo intentaba sobre todo en las botas de Kodro, cuyo disparó atajó bien Adán y Sergio León, que vió como le anulaban un gol por haber cometido falta sobre Pezzella. El jugador cordobés fue sustituido bajó una ovación atronadora del Villamarín por sus reconocidos colores vediblancos. Joaquín entró al campo en lugar de Rubén Castro para ganar en presencia del mediocampo, pero el caso es que el Betis solo llegaba por incursiones de Rafa Navarro o Durmisi.

Los últimos diez minutos no tuvieron nada más que los cambios de Donk por Rubén Pardo y Petros por Ceballos, cambios con los que el Betis ganó en manejo del partido pero perdió llegada. El aburrimiento fue total hasta el final del partido. Victoria cómoda que hace que el Betis supere los 31 puntos y se aleje de la zona de abajo.

Deja un comentario