PREVIA | Real Betis – Athletic Club: El Gordo solo pasa por ganar

El Real Betis recibe esta tarde al Athletic Club de Bilbao con el objetivo de sumar su segunda victoria consecutiva. Los verdiblancos se llevaron los tres puntos el pasado lunes en su visita al Málaga, los cuales cayeron como agua de mayo tras una tremenda racha negativa que había hecho emerger todas las voces de alarma en Heliópolis. 2 puntos de los últimos 18, eliminación en Copa del Rey incluida, habían puesto el proyecto de Serra Ferrer en el ojo del huracán, así como a Quique Setién al borde de la destitución.

Lo cierto es que el choque de La Rosaleda no solo sirvió para reencontrarse con la victoria, sino que al mismo tiempo el equipo recuperó sensaciones. Desde que Sergio León abriera la lata, el Málaga no fue capaz de hacerle daño al Betis, que se mostró muy práctico y solvente, aprovechando con éxito las ocasiones de gol -habrían sido tres goles si el de amarillo hubiese concedido el lanzamiento de falta de Joaquín que superó la línea de portería-, así como sólido, sin cometer ningún fallo de enjundia en la parcela defensiva. Y es que no solo llevaba desde el 21 de octubre sin ganar en la competición doméstica, sino que además no conseguía dejar la portería a 0 desde aquella tarde en la que se venció al Alavés. Con el del choque ante el conjunto de la Costa del Sol, son cuatro los que los de Quique Setién han conseguido irse a la ducha sin recibir ninguna diana.

El de hoy es un duelo que bien puede medir hasta dónde es capaz de llegar el cuadro de La Palmera. De ganar, concluiría el año en séptima posición -algo que lo más probable es que sea sinónimo de jugar la Europa League el próximo curso, a menos que levante la Copa del Rey un equipo que acabe la temporada por debajo del sexto puesto- y enterraría todos los fantasmas que afloraron durante un mes de noviembre para olvidar. Por otra parte, serviría para llegar de la mejor forma posible al derbi ante el eterno rival, el primer duelo de 2018 y el penúltimo de la primera vuelta. Pero eso es todavía otra historia, y antes de ese partido hay que jugar contra el Athletic.

Precisamente por eso, porque el encuentro que está en mente de la plantilla es el de hoy a las 19:30, Quique Setién no ha querido reservar a ningún jugador. A la espera de que se dé a conocer la convocatoria, el cántabro aseguró ayer en rueda de prensa que no estructurará el once titular pensando en el enfrentamiento ante el Sevilla. Por tanto, se espera que tanto Feddal como Mandi, ambos apercibidos de sanción, serán de la partida. La duda reside en si Jordi Amat, que también se perdería el derbi si ve una amarilla, volverá a salir de inicio. El de Canet de Mar cuajó un buen partido ante el Málaga desenvolviéndose en la posición de pivote, un puesto poco habitual para él. Sería preocupante, desde luego, visitar el Ramón Sánchez-Pizjuán sin ninguno de estos tres futbolistas, pues la zaga quedaría muy resentida. En cambio, el técnico de Santander no podrá ni con Guardado ni con Javi García ante los leones, además de con los lesionados de larga duración (Campbell y Tonny Sanabria). Quien sí posiblemente vuelva a entrar en la convocatoria sea Ryad Boudebouz, ausente en Málaga como consecuencia de un golpe en la rodilla.

Por su parte, el Athletic viaja a la capital hispalense en una situación delicadísima. Asiduo a las competiciones europeas en los últimos años, los de Cuco Ziganda se encuentran en 14ª posición con 18 puntos, tres por encima del descenso y a seis de la sexta plaza, ocupada a día de hoy por el Villarreal. El conjunto rojiblanco suma cinco encuentros sin perder, si bien es cierto que cuatro de éstos se han saldado con un empate. Dicho de otra forma, 7 puntos de los últimos 15. No son unos números catastróficos, pero si un tanto insuficientes para un equipo que aspira a acabar en la parte alta de la tabla clasificatoria, sobre todo si se tiene en cuenta que esta racha estuvo precedida por otra de tres derrotas consecutivas. Pese a ello, el técnico navarro no se encuentra cuestionado por la directiva. Y es que la filosofía de este centenario club no se ha caracterizado normalmente por recurrir a la destitución del entrenador cuando las cosas no marchan como se desea. De hecho, solo se han despedido a dos preparadores -José Luis Mendilíbar y Félix Sarriugarte- en los últimos veinte años, siendo el último de éstos hace más de una década.

Frente al Betis, Cuco Ziganda no ha podido convocar a algunos de los pesos pesados. Son los casos de Kepa Arrizabalaga, que sufre una fractura en el tobillo derecho, y de Muniaín, ausente desde finales de septiembre por una rotura del ligamento cruzado. Además, tampoco estarán Mikel Balenziaga, por un percance de índole muscular que le hizo ser sustituido el pasado sábado ante la Real Sociedad; ni Yeray, que una vez superado el cáncer testicular se encuentra cogiendo el estado óptimo de forma para volver a jugar cuanto antes. Tampoco viajará Mikel San José, por decisión técnica. No obstante, podrá contar con otros jugadores importantes como Beñat, Raúl García, Aduriz e Iñaki Williams.

Así, el Betis tratará de repetir el triunfo de la temporada pasada cosechado a costa de su rival. Un único gol de Rubén Castro bastó para que los entonces entrenados por Víctor Sánchez del Amo se llevaran el gato al agua, que supieron cómo saber anular al rival en la mayoría de fases del encuentro. Los bilbaínos, por el contrario, habían asaltado el Benito Villamarín un año antes asestando un duro correctivo (1-3) a la escuadra heliopolitana, siendo claros dominadores del choque. Un doblete de Williams y otra diana de Raúl García hicieron inservible el tanto desde los once metros del delantero canario nombrado anteriormente.

Los de Quique Setién son sabedores de la importancia que tiene el enfrentamiento de esta tarde, en el que solo vale ganar, y procurarán irse al parón con su particular Gordo de Navidad.

Imagen: LaLiga Santander.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.