La oportunidad de cambiar la historia

La tan ansiada espera ha terminado. El derbi por excelencia del fútbol español vuelve por Navidad. Los dos equipos sevillanos se verán las este sábado 6 de enero, Día de Reyes, en el partido correspondiente a la jornada 18ª de LaLiga Santander.

Un partido especial para la ciudad y para todos los aficionados al fútbol, principalmente, para los aficionados béticos que han visto como en las últimas temporadas su equipo era incapaz de tumbar a su eterno rival. Este sábado los pupilos de Quique Setién, tienen la oportunidad en su mano de darle un vuelco a la historia reciente de los clásicos sevillanos.

Una historia nada halagüeña para los intereses béticos. Para recordar la última victoria del Betis ante su eterno rival, hay que remontarse hasta la temporada 2013-2014, en la que el conjunto heliopolitano venció al Sevilla de Unai Emery en la ida de octavos de final de la Europa League, con un resultado a favor de cero goles a dos -Baptistao y Salva Sevilla, respectivamente.

Aquella fue la última victoria bética sobre su eterno rival en suelo sevillista. Desde entonces, el Betis ha caído derrotado en sus tres últimas visitas al Ramón Sánchez-Pizjuán con un global de seis goles a cero a favor del conjunto sevillista (4-0, 2-0, 1-0, respectivamente). Pero no todos los datos son negativos.

Históricamente, el Betis se siente más cómodo en territorio ‘comanche’. Un rara avis, al que nos tiene acostumbrado el equipo de las trece barras ya que no se le da especialmente bien los derbis en el Benito Villamarín. Aunque en el Sánchez-Pizjuán, la cosa es bien distinta. En los últimos treinta años, el Real Betis ha conseguido vencer a su eterno rival en once ocasiones y curiosamente, ocho de ellas fueron en suelo sevillista.

De aquellas victorias, las más recordadas serán la de la temporada 96-97. Con Lorenzo Serra Ferrer como entrenador, el Betis logró imponerse a domicilio al Sevilla con un histórico 0-3; o la victoria sobre la bocina en la temporada del regreso a Primera División, con el recordado gol de Beñat por debajo de la barrera.

Unas estadísticas que no auguran un buen resultado para los de Quique Setién, pero si alguien es capaz de romper una racha tan negativa y un escenario temible como es el Sánchez-Pizjuán –los datos así lo demuestran- , ese es el Real Betis Balompié.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.