CRÓNICA | Real Betis Féminas 1 – 2 UD Granadilla Egatesa: La reacción llegó muy tarde

Segunda derrota de la temporada en tantos partidos para el Real Betis Féminas, en esta ocasión ante el UD Granadilla Egatesa, que definitivamente se ha erigido como bestia negra del conjunto hispalense.

Bajo un calor sofocante, algo que deberían revisar en la Federación, donde parece que no conocen las temperaturas que pueden alcanzarse en esta época por estos lares, las jugadoras béticas saltaban al terreno de juego con la única intención de levantar el vuelo tras la derrota de la pasada semana en Barcelona. De la misma forma, su rival llegaba a Sevilla anímicamente algo tocado por su derrota casera frente a la Real Sociedad, pero sobre todo por el estado de salud de su entrenador Toni Ayala (presente en las camisetas que lucieron sus jugadoras y cuerpo técnico previo al inicio del partido), que continúa ingresado por un problema vascular sufrido esta misma semana.

El partido arrancó sin un claro dominador, entre dos equipos que se conocen a la perfección, lo que hacía crecer el respeto por ambas partes. El reparto del balón fue equitativo, al igual que las llegadas a una y otra portería, aunque las más peligrosas fueron por parte tinerfeña. La más clara salió de las botas de la atacante Martín-Prieto quien, tras una salida defectuosa de Erina, estuvo a punto de abrir el marcador, pero Rocío Gálvez la salvó en la misma línea de gol. Avanzaban los minutos y lo hacían sin un claro dueño, con pocas ocasiones y demasiados balones colgados en ambas áreas, que no contrajeron apenas peligro. Justo antes del descanso, otro aviso por parte del Granadilla, de nuevo con Martín-Prieto como protagonista, que terminó con despeje de Erina. Ahí concluyó un primer tiempo en el que el calor fue en aumento conforme avanzaba el minutero.

La segunda parte comenzó sin modificaciones en ambos equipos, aunque sí con un cambio de mentalidad en el lado verdiblanco. Salieron más activas las de María Pry, que poco a poco fueron inclinando el campo hacia la meta de Aline Reis. Priscila, la más incisiva del Betis en el primer tiempo, disfrutó de varias ocasiones, alguna de ellas muy clara, sin conseguir hacer efectiva ninguna de ellas. Siguió controlando el Betis el juego, parecía que el gol podría caer en cualquiera de los acercamientos, sin embargo sería el Granadilla quien golpearía primero. Joyce Borini, en el minuto 64, aprovechó una apertura de balón a banda para batir a Erina pr bajo con un tiro desde dentro del área. Poco pudo hacer la guardameta japonesa ante el disparo cruzado de Joyce, que junto con sus compañeras brindaron el tanto a Toni Ayala. El gol no causó un efecto positivo en las verdiblancas, a las que le costó volver a entrar en el partido. El carrusel de cambios y el segundo parón programado para hidratación de las protagonistas quizá enfrió algo el ritmo del juego, lo cual favoreció en mayor medida a las insulares. Pasaban los minutos y el Betis seguía en un quiero y no puedo; las tinerfeñas paulatinamente estiraban sus líneas, comenzando a tomar protagonismo uno de sus cambios, la ex barcelonista Koko, que una y otra vez percutió por banda derecha del ataque. En una de estas llegadas, la estocada definitiva. Minuto 84, balón suelto en el área bética por el que luchó Koko que, anticipándose a Erina, envió el balón al fondo de las mallas para delirio del plantel insular, dejando sentenciado el choque. Una vez más, el Granadilla iba a pescar en tierras sevillanas, aunque todavía quedaba un último capítulo por vivir. De nuevo Priscila, ya en el descuento, la tuvo ante la guardameta Aline Reis, que en su salida no pudo evitar que el cuero terminase en el interior de su portería, no sin suspense. Fue lo único destacable que aconteció en los seis minutos de descuento, en los que se jugó a los que quisieron las visitantes, sin llegar a disponer las béticas de una última oportunidad para, al menos, dejar un punto en casa.

Al final no pudo ser. El Granadilla se llevó la victoria, una vez más, de la Ciudad Deportiva Luis Del Sol, un feudo que ya pueden considerar fetiche. A pesar de la derrota, el discurso bético no cambia, ni debe hacerlo. “Confianza total en el plantel”, como decía  su capitana, Irene Guerrero, y posteriormente María Pry en sala de prensa, quien reconocía que “deben mejorar las prestaciones defensivas para no conceder goles con tanta facilidad”.

Toca levantar cabeza y preparar a conciencia el siguiente encuentro, en el que se verá las caras con el recién ascendido Málaga CF en la capital de la Costa del Sol.

Onces iniciales:

REAL BETIS FÉMINAS – 1:  Erina, Paula Perea, Cristina, Merel Van Dongen (Szymanovski, min. 71), Rocío Gálvez, Nuria, Laura González (Yiyi, min. 71), Irene, Virgy, Bea Parra (Ana Romero, min. 77) y Priscila.

UD GRANADILLA EGATESA – 2: Aline Reis, Estella, Cindy García, Simpson (Del Estal, min. 70), Patri Gavira, Pisco (Paloma Fernández, min. 83), Eva Llamas (Natalia, min. 90), Sara Tui, Joyce (Ana, min. 74), Aleksandra (Koko, min. 62) y Martín-Prieto (Paloma, min. 57).

Goles: 0-1 Joyce (min. 64), 0-2 Koko (min. 84), 1-2 Priscila (min. 92)

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.