¿Podría el Betis jugar con falso 9?

Sobre la mesa ya está de nuevo el debate del estilo y el esquema que Quique Setién implantara la pasada temporada tras la llegada de Bartra, con la línea de tres centrales que ayuda en la creación de juego y dificulta las contras del rival, pero que también hace perder a un jugador ofensivo. Uno de los problemas de este Betis es que en casi ningún partido ha llegado a jugar con los 11 futbolistas aportando al máximo sus cualidades y daba la sensación de jugar con uno o dos menos y ayer fue parecido. Los delanteros no apostaban nada, así como los carrileros en largas fases del encuentro. Hallar la conexión entre todas las piezas y que el Betis juegue con 11 es la tarea de Setién.

Y con ese debate en escena, muchas son las similitudes que encontramos en este Betis con la Selección Española después de ganar el Mundial de Sudáfrica 2010, cuando Vicente del Bosque tuvo que plantearse jugar con falso 9, es decir, sin delantero centro puro y con otro mediocentro haciendo unas labores parecidas pero sin llegar a ser una referencia clara de gol. Puede parecer una incongruencia no poner a ningún delantero cuando precisamente tienes problemas con el gol, pero por el momento, ninguno de los tres atacantes béticos ha demostrado ser de garantías para ello. Además, cuando el equipo rival se encierra atrás, Loren, Sergio León o Sanabria son auténticas islas entre camisetas del otro equipo y no sirven de nada, nisiquiera para centrar balones. Jugar con otro mediocentro con libertad, que incordie por las cercanías del área haría que los rivales no tuvieran que defender a nadie dentro de su área, por tanto, defender a esa altura del campo sería contraproducente y saldría desde atrás a defender donde más jugadores tiene el Betis, dejando entonces espacios y provocando jugadas de tiralíneas por las bandas.

España ganó la Eurocopa de 2012 con Cesc Fábregas como falso 9, con mucho poderío con los carrileros por banda y aprovechando al máximo las ocasiones del gol. No será la panacea, pero es una posibilidad.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.